lupa
Aniversario de la ruptura de relaciones diplomáticas entre México y Nicaragua
Portadilla de <p>Aniversario de la ruptura de relaciones diplomáticas entre México y Nicaragua</p>

Aniversario de la ruptura de relaciones diplomáticas entre México y Nicaragua

20 de mayo de 1979

El 20 de mayo de 1979, el presidente José López Portillo decidió romper relaciones diplomáticas con el gobierno nicaragüense de Anastasio Somoza. La noticia, que en su momento se consideró inesperada, fue oficializada por un comunicado de prensa emitido por la Oficina de la Presidencia, tiempo después de que el presidente de Costa Rica, Rodrigo Carazo, le contara al mandatario mexicano la situación por la que atravesaba aquel país bajo el régimen dictatorial somocista. 

Desde 1937, la dinastía Somoza se había apoderado del país y, a través de varias generaciones, dirigido a su antojo los destinos de un pueblo que para los años setenta contaba con una organización guerrillera que esperaba derrocar al dictador a como diera lugar. Desde que el primer Somoza llegó a la presidencia de su país, las relaciones con México habían permanecido un tanto tibias. Si bien no se había llegado a la ruptura, la colaboración entre ambos gobiernos fue insignificante. Pero durante el periodo presidencial de Luis Echeverría, cuando el Frente Sandinista de Liberación Nacional había reaparecido en la escena pública, en México, lejos de censurar la acción guerrillera, se dejó que el sandinismo tuviera un espacio político. Se organizó el Comité Mexicano de Solidaridad con el Pueblo de Nicaragua, y partidos, agrupamientos de la izquierda mexicana y latinoamericana radicada en el país, además de sindicatos, comités de solidaridad, movimientos cristianos, intelectuales y algunos sectores del gobierno, también lo apoyaron.

En 1978, el asesinato del periodista, empresario y político opositor, Pedro Joaquín Chamorro, desató la guerra civil y una represión cada vez más brutal en aquella región. Por ello, el anuncio que López Portillo hizo aquel día de mayo gozó de una amplia aceptación de la sociedad nacional y de la comunidad internacional. Sería a mediados de 1979 cuando el Frente Sandinista de Liberación Nacional avanzaría sobre Managua y el 17 de julio, Somoza abandonaría su país. Para recordar esta acción del gobierno mexicano en solidaridad con un pueblo sobre el que se cometían los más grandes abusos y violaciones de derechos humanos, seleccionamos una serie de expedientes sobre esta materia, reunidos en el repositorio gracias a la colaboración del Centro Académico de la Memoria de Nuestra América.