lupa
Portadilla de Daniel Thomas Egerton: artista inglés en tierras mexicanas

Daniel Thomas Egerton: artista inglés en tierras mexicanas

La historia en México del pintor inglés Daniel Thomas Egerton (ca.1800-1842) es difícil de contar. Y es que el artista sufrió una muerte violenta en abril de 1842 a manos de unos maleantes por el rumbo de Tacubaya, donde se ubicaba su residencia. En aquel trágico incidente también fue asesinada su esposa embarazada, Agnes Edwards, en lo que constituyó uno de los crímenes más atroces y más sonados entre la sociedad de la época. Pero más allá de su injusto desenlace, Egerton fue un excelente paisajista y buena parte de su obra la realizó en nuestro país. 

Como buen admirador de las vistas, Egerton disfrutaba de las largas caminatas por el campo, de respirar el aire fresco de las montañas y de ubicar con tranquilidad los sitios que iba a plasmar en sus lienzos. Hay que recordar que en aquellos tiempos el paisaje se pintaba de manera presencial, o se hacían bocetos que después se desarrollaban más detalladamente en su soporte. Si bien el artista gustaba de la exactitud y el realismo, también se tomó ciertas licencias para ubicar algunos elementos que quizá no estaban allí, pero que hacían que el cuadro adquiriera un carácter estéticamente especial.

En 1840, durante una corta estancia en Inglaterra, Egerton publicó una carpeta de vistas mexicanas que consistía en una serie de litografías a color con retoques de acuarela que reproducían pinturas que había realizado con anterioridad. Las estampas estaban acompañadas por un cuaderno explicativo, cuyo texto, de la propia pluma de Egerton, mostraba su conocimiento de los lugares que aparecían en las impresiones. Estas litografías son las que se muestran en esta colección. No siguen un orden determinado y los especialistas consideran que las mejor logradas son las que representan la Hacienda de Barrera y la Plaza de San Diego en Guanajuato. A pesar de su trágico final, Daniel Thomas Egerton fue un pintor que amó y supo interpretar magistralmente la incomparable belleza de nuestro país.