lupa
Temas
Portadilla de Política exterior y expropiación petrolera

Política exterior y expropiación petrolera

El 18 de marzo de 1938, el presidente Lázaro Cárdenas firmó, junto con otros funcionarios, un decreto mediante el cual se expropiaron “por causa de utilidad pública y a favor de la Nación” la maquinaria y los bienes de las 17 compañías petroleras que en ese momento operaban en México: fue la respuesta del Estado posrevolucionario ante la negativa de las empresas de reconocer garantías laborales mínimas para los trabajadores de la industria. Naturalmente, la decisión nacionalista puso a trabajar a marchas forzadas a toda la diplomacia mexicana, pues las reacciones adversas no se hicieron esperar, principalmente en los países europeos. El Archivo Histórico Genaro Estrada, de la Secretaría de Relaciones Exteriores, resguarda los testigos documentales de ese momento en la política exterior mexicana; aquí una breve muestra.